MODA & BELLEZA

Automasaje Capilar: energía y vitalidad para tu pelo

Seamos honestos, escuchamos de ellos pero en realidad nunca los ponemos en práctica, ya sea por nuestra rutina diaria o porque realmente no nos interesaba y no sabemos lo beneficiosos que son para nuestra cabellera.

Los masajes capilares contribuyen a mejorar la circulación sanguínea del cuero cabelludo fortaleciendo en automático el folículo piloso y generando un pelo espectacular, más fuerte y sano. Aunque a veces lo olvidemos, el pelo cumple un ciclo de vida, nace, crece y se daña por medios externos, por lo cual puede debilitarse e incluso caerse o trozar.

 

 

Realizando estos masajes  obtendremos los siguientes beneficios :
Buena circulación sanguínea. Oxigenando los folículos pilosos y facilitando la penetración de nutrientes al cabello, al mismo tiempo que estimulamos el crecimiento del cabello.

Descanso y relajación. Tomemos en cuenta que una causa habitual de la caída del cabello (muy habitual y la más común) es precisamente el estrés ¿quién no ha sido víctima de ello? Este punto es muy importante ya que hoy en día el estrés es inevitable, así que no está de más regalarle a nuestro cuero cabelludo 5 minutos de relajación, créeme que lo agradecerá bastante.

No tenemos que ser expertos  para realizar un auto masaje capilar, solamente necesitas las yemas de tus dedos (no las uñas , ya que puedes generar alguna pequeña herida con las mismas). Con los movimientos que realices conseguirás un efecto dilatador que en automático proporcionara energía “extra” al cabello que, con la práctica habitual de estos masajes (la recomendación es 2 veces por semana mínimo), se verá más saludable y con vida. Y hasta tú notaras la diferencia con la relajación del cuero cabelludo ¡Parecen mágicos!

 

Aquí los pasos básicos del masaje capilar:

  1. Empieza por masajear la zona de la nuca (desde el cuello a la coronilla). Primero, apoya los pulgares a ambos lados de la parte baja del cuello y realiza movimientos circulares en sentido ascendente con el resto de tus dedos. Ejerciendo presión media hasta donde tu sientas agradable.
  2. Continúa el masaje en la zona lateral y superior de la cabeza. Coloca los pulgares entre la parte superior de las orejas y las sienes (como haces cuando te lavas el cabello). Separa el resto de tus dedos y, así, con la mano totalmente abierta repite movimientos ascendentes y descendentes por toda la zona.
  3. Para finalizar el auto masaje con una magnífica relajación y de paso trabajar una de las zonas con mayor tendencia a la caída del cabello, debes concentrar los últimos movimientos en las sienes y alrededor del rostro.

Es cuestión de no más de 10 minutos, los cuales serán de mucha ayuda, tanto para tu cabello, como para ti.

Recuerda: se necesitan solo 21 días para que una práctica se haga un hábito, propóntelo de año nuevo y regálale a tu cabellera esa relajación que necesita.

You Might Also Like

Previous Story
Next Story

Deja un comentario