Lifestyle

Noche de fiesta sin riesgos

A todos nos gusta salir de fiesta y divertirnos con amigos y amigas, pero si tomas en exceso, podrías enfrentarte a la cruda realidad de la mañana siguiente.

En los mejores casos sólo se tratará de despertar con resaca, malos recuerdos, y querer que te trague la tierra, por los desfiguros que hiciste la noche anterior y además del dolor de cabeza, el regaño de tus papás. Para evitar este tipo de situaciones, consultamos a un especialista en el tema, quien nos compartió los siguientes tips para que, si decides beber alcohol, lo hagas sin riesgos y sin vivir malas experiencias.

El maestro Pablo Puig Flores, director del Centro de Integración Juvenil Cuauhtémoc Poniente, asegura que lo más recomendable cuando asistes a una fiesta es no beber hasta llegar a un estado de embriaguez, pues esto ocasiona comportamientos deshinibidos, estados emocionales intensos (risas exageradas o llanto), mareo o nauseas, que no solamente te harán sentir mal sino que corres el riesgo de quedar a expensas de cualquier peligro. Si te encuentras en esta circunstancia, acércate con una amiga, amigo o familiar de toda tu confianza y coméntale tu situación, dile que te acompañe a tu casa para que no tengas que conducir el automóvil, otra opción es solicitar el servicio de taxi seguro.

El especialista advierte que en caso de que hayan decidido beber, las cantidades de alcohol sugeridas son tres copas estándar para las mujeres y cuatro para los hombres, lo que corresponde a una medida de alcohol, por ejemplo: una cerveza de 375 mililitros, una copa de vino, una cuba o un coctel. También es recomendable intercalar la bebida con alimentos y consumir abundante agua antes de ingerirlas.

MR_Blog_Nochefiesta1

[Foto: Flickr]

El maestro Puig explicó que el abuso de alcohol se relaciona con diversas conductas de riesgo, que varían según el lugar, el grupo y el contexto de convivencia. Entre los riesgos más comunes se encuentran las caídas, las riñas y los accidentes automovilísticos, así como las detenciones, las conductas violentas y antisociales. Otros de los peligros a los que te puedes enfrentar son experimentar con otras drogas, mantener relaciones sexuales sin protección o sufrir abuso sexual, lo que puede ocasionar un embarazo no deseado o el contagio de enfermedades de transmisión sexual.

¡Ojo con el alcohol adulterado!

Si vas a asistir a una fiesta o una reunión y no te acompañarán personas de tu plena confianza, tú mismo debes revisar el empaque de la botella y servirte. Si te dan cerveza, de preferencia, que te la abran estando presente, pues hay antros donde ofrecen a sus clientes bebidas adulteradas. Si notas que los efectos del alcohol son muy intensos, experimentas visión borrosa o tu corazón palpita más de lo normal, interrumpe el consumo, a veces las personas no se dan cuentan y, debido a estos efectos, se convierten en presa fácil de la delincuencia.

No necesitas beber alcohol en exceso para pasarla bien y disfrutar de la fiesta con tus amigos, pero si decides hacerlo recuerda que debe ser en forma responsable para no exponerte a riesgos innecesarios.

MR_Blog_Nochefiesta2

[Foto: Flikcr]

Alejandro Larrañaga Ramírez y Jimena Herrerías Contreras
Dirección de Prevención, Centros de Integración Juvenil.
Colaboración de Fundación Teletón México.
#EscuelasLibresdeBullyng
[email protected]

You Might Also Like

Previous Story
Next Story