Chicos

Cómo manejar una ruptura

Nadie puede negar que una ruptura es una de las cosas más difíciles que podemos afrontar y más si viene de la nada, ¿qué haces con lo que planeas? Las chicas siempre planeamos, pero jamás planeamos que todo acabe sin más ni más y, siendo honestas, nuestra vida da un giro de ciento ochenta grados. Tú sabes de lo que hablamos.

Tal vez si tú eres la que has decidido acabar con la relación las cosas son mucho más sencillas porque tienes el control de lo que suceda y estás más consciente de lo que viene, pero por la parte contraria, todo es un caos. En Mundo Rosa queremos hacerte saber que a pesar de todo el desastre que pueda estar viviendo tu corazón, siempre hay mejores maneras de sobrellevar una ruptura, porque debes seguir adelante, el mundo sigue su curso y no puedes quedarte atascada y hundida en pensamientos que no van a provocar más que sigas en ese agujero.

Nuestro primer consejo es que vivas tu duelo, no reprimas los sentimientos que tienes en tu corazón; llora, grita, pégale a tus almohadas. ¿Pero cómo Mundo Rosa me recomienda explotar en locura? Pues aquí viene nuestra respuesta: desahogarte es la mejor manera de afrontar una situación difícil y lo importante es que sepas que tú tienes el control de todo lo que pase contigo, así que desahógate, haz berrinche y di HASTA AQUÍ.

¿Qué sigue ahora? Haz lo que sea necesario para no pensar en lo que pasó, porqué pasó y qué pudo haber pasado. No puedes llevar tu mente a lugares que jamás serán realidad. Haz algo para distraerte, sal con tus amigas, lee un libro, haz cosas que no has hecho jamás y que estar con alguien te detuvo a hacer. Toma esta ruptura como un nuevo comienzo y disfruta tu tiempo, consiéntete.

Ahora, este consejo es uno de los más importantes. Debes, por todo lo que más quieras, dejar de intentar saber de él, no le llames, no le escribas, no revises su Facebook ni su Twitter. Creenos, saber absolutamente nada amortigua cualquier tristeza o decepción. Sabemos que puede ser un poco difícil, pero vamos, ¿a quién le gusta el dolor? Piensa en tu integridad y hazle un enorme favor a tu corazón.

No hay nada que el tiempo no cure, confía en él y verás que poco a poco las dificultades ya no se verán tan complejas y perdonar todo lo que sucedió vendrá solo, cuando menos lo esperes estarás como si nada hubiese sucedido.

Sanar todas las heridas depende sólo de ti, tomará el tiempo necesario, pero si te enfocas en que suceda, obtendrás resultados. Como te lo hemos dicho ya en varias ocasiones, tú eliges cómo sentirte.

 

You Might Also Like

Previous Story
Next Story