Beauty Tips

Hazte amiga de la cámara

Estás pasando un momento increíble con tus amigos, deciden tomar una foto y cuando la ves en Facebook eliminas la etiqueta con tu nombre porque te choca cómo saliste. Te fuiste de vacaciones con tu hermana, quien te sacó un montón de fotos en los mejores sitios, y cuando estás eligiéndolas para subirlas a Flickr, resulta que ninguna te gustó. Fuiste a una fiesta vestida súper elegante con tu novio, una amiga les toma una foto y cuando te la muestra te gusta todo menos la pose que hiciste, así que te quedas sin foto.

Olvídate de todos esos escenarios, hoy te vamos a dar siete tips para que salgas muy bien en cada fotografía.

Practica tu sonrisa. Sonríete muchas veces frente al espejo, de diferente manera, y encuentra cuál es la que te va mejor. Por ejemplo, la boca de Julia Roberts es grande, así que una sonrisa sin mostrar los dientes haría ver su rostro desproporcionado, por ello siempre nos muestra la dentadura. La boca de Kirsten Dunst es pequeña y con labios delgados, así que su sonrisa es delicada y sin mostrar los dientes. Practica y encuentra la tuya.

Conoce tu cuerpo. Si tus labios son muy delgados, entreábrelos un poco (sólo un poco) para que no luzca una sonrisa de rayita (como de caricatura). Si tu cara es redonda, evita mirar a la cámara de frente, con un perfil en 3/4 tendrás un retrato más delicado. Si tu barbilla o tu nariz son prominentes, evita las fotos de perfil. En general, la regla de los 3/4 ayuda a darle una mejor proporción a tu rostro y a tu cuerpo.

– Piensa en tu lugar feliz. Así, tal cual, porque la mejor manera de conseguir una buena expresión es pensando algo que te reconforte, te dé gusto y te haga sentir feliz. Ya que esas expresiones son genuinas, no mostrarás una mueca forzada.

– Relájate. No es un examen ni una entrevista de trabajo, es una fotografía, y quieres aparecer en ella porque es un gran momento y te sientes genial, así que respira hondo y relájate. Mantén tu pose, tu sonrisa, la orientación de tu rostro, pero sin parecer una estatua.

– No digas que no eres fotogénica. En muchas cosas, y creemos que en los retratos aplica, la actitud es al menos la mitad del trabajo, y si te paras frente a una cámara creyendo que vas a salir mal en la foto, seguramente vas a salir mal en la foto.

– Sentada o de pie, cuida tu postura. Si estás sentada: espalda erguida, hombros atrás, pecho arriba, levanta la cara, muestra tu cuello. Cruza las piernas (hay muchísimas maneras de hacerlo, practica la que te guste) y relájate. Si es de pie, pon tus manos en la cadera (en serio, tiene dos efectos: destaca tus caderas si eres muy delgada y acentúa tu cintura en caso de que desees verte más pequeña en esta parte de tu cuerpo) y practica la posición de tus piernas. Si son muy largas, puedes cruzar una detrás de otra, te verás como modelo; si tus piernas son muy cortas te recomendamos abrirlas un poco, o poner una frente a otra sin cruzarlas, lucirás más alta y estilizada.

– Cuida tu look. Bueno, esto es una recomendación de siempre, pero si sabes que estarás frente a una cámara esfuérzate más por verte guapísima.

(Foto: Flickr)

(Foto: Flickr)

 

Después de practicar todo esto frente al espejo, ahora el problema que tendrás es que no vas a saber cuál de todas esas fotos que te tomaron debes subir, porque en todas luces genial 😉

You Might Also Like

Previous Story
Next Story